Captura de pantalla 2019-09-10 a la(s) 02.15.45

Los virreinatos del Poder Judicial


Este reportaje es una fotografía de cómo fueron las carreras de hijos y parientes de magistrados al interior del Poder Judicial de la Federación (PJF). Para ellos el punto de arranque fue distinto: tenían los mismos apellidos que aquellos que mandaban en los tribunales. Mexicanos Contra la Corrupción y la Impunidad (MCCI) siguió durante el 2018, los casos de cuatro estados donde había más nepotismo dentro del PJF. En 2019, las cosas empezaron a cambiar, pero para entonces, las pirámides de influencias construidas por familiares ya llevaban muchos años operando. 

AUTORES: LAURA SÁNCHEZ, VALERIA DURÁN, RAFAEL CABRERA Y RAÚL OLMOS

DISEÑO: MARIANA HERNÁNDEZ

WEB Y MULTIMEDIA: GLORIA HERNÁNDEZ Y EMMANUELLE HERNÁNDEZ

MEXICANOS CONTRA LA CORRUPCIÓN Y LA IMPUNIDAD

Los rostros del nepotismo dentro del Poder Judicial Federal (PJF) aparecen en cualquier parte del país, lo mismo en el occidente -Jalisco —que en el centro — San Luis Potosí y Querétaro—o en la frontera norte —Baja California—. En esos cuatro estados, por ejemplo, los magistrados y una magistrada contrataron a 36 familiares.

Sus hijos, hijas, sobrinos, primos y cuñados aparecieron en puestos que, al paso de los años, les permitieron escalar dentro del PJF. El caso más representativo sucedió con Günter Demián Hernández Núñez, quien ingresó como oficial judicial en Morelia en donde su madre, María del Pilar Núñez González, era juez.

Hoy en día, él se ha convertido en juez y ella ascendió a magistrada en Querétaro, donde trabajaban ocho parientes más de ambos.

En San Luis Potosí, Mariano Quintán Espericueta ha trabajado como oficial administrativo en el mismo Tribunal Colegiado en el cual despachaba su hermano, José Manuel Quintán Espericueta. Ahí laboraban 12 personas de la misma familia.

La mayoría de los funcionarios que integran esas redes familiares en tribunales de cuatro estados se desempeñaban como oficiales administrativos donde los requisitos para ingresar han sido laxos. El sueldo para ellos era de aproximadamente 29 mil 585 pesos mensuales y solo necesitaron haber concluido la preparatoria, tener iniciativa y no cargar con una sanción privativa de libertad.

Mexicanos contra la Corrupción y la Impunidad (MCCI) encontró estas redes familiares luego de realizar alrededor de mil 300 solicitudes de información al Poder Judicial Federal, así como de obtener datos esparcidos en actas de nacimiento, redes sociales, información interna del Consejo de la Judicatura Federal y hemerografica a partir de marzo del 2018 y hasta febrero del 2019, cuando se obtuvo la última información.

La información requerida se organizó en bases de datos y se eligieron los cuatro estados en los cuales había mayor cantidad de familiares en tribunales.

En julio del año 2017, Mexicanos Contra la Corrupción y la Impunidad adelantó el contenido de una investigación elaborada por el entonces consejero de la Judicatura, Felipe Borrego Estrada, que documentó el caso de 500 jueces y magistrados de todo el país que tenían trabajando en tribunales a sus familiares. Ahora, buscamos ponerles rostros; nombres y apellidos a quienes han incurrido en estas prácticas.

  • TODO tags

      Is there a problem with this article? [Join] today to let people know and help build the news.
      • Compartir
        Compartir
      • Temas

      Suscríbete a nuestro boletín

      Para recibir noticias, alertas y actualizaciones

      WikiTribune Abrir Menú Cerrar Buscar Me gusta Regresar Siguiente Abrir Menú Cerrar Menú Play video RSS Feed Compartir en Facebook Compartir Twitter Compartir Reddit Síguenos en Instagram Síguenos en YouTube Conéctate con nosotros en LinkedIn Connect with us on Discord Envíanos un correo electrónico