Ideas a futuro: El partido que queremos


Por: Roberto Reyes, Cristobal Álvarez y Jordi Torres.

El origen de nuestro movimiento se remonta al 2012, en un país marcado por unas campañas electorales poco legítimas y por la escalada de la violencia. Para 2015, ya agrupados como Wikipolítica, decidimos que una candidatura independiente era la mejor manera de incidir en la política para nuestra agrupación. Con una campaña austera y construida en las calles logramos que el vocero de nuestro movimiento se convirtiera en el primer candidato independiente en convertirse en diputado de Jalisco y, durante su periodo legislativo, logramos incidir en la discusión pública, marcar agendas, y trabajar el modelo de política que imaginamos.

En el siguiente proceso electoral teníamos claro que queríamos seguir empujando dentro de las instituciones de nuestro estado, por lo que en 2018 realizamos un esfuerzo extraordinario, construyendo 13 candidaturas independientes en Jalisco: una fórmula para el senado, tres de diputaciones federales y nueve de diputaciones locales. El apoyo recibido fue enorme y, en muchos casos, nos quedamos a un mínimo paso de lograr los escaños en contienda. A pesar del gran número de votos obtenidos por nuestro movimiento, la figura de las candidaturas independientes no permite salvaguardar esa representación si no se obtiene la mayoría relativa, por muy cercanos que nos encontrásemos. 

Nos dimos la tarea de pensar cómo ser responsables con ese casi millón de personas que votaron por alguno de nuestros candidatos, pero que quedaron sin representación. Finalmente, a inicios de este año anunciamos nuestra intención construir un partido político local en Jalisco. Creemos que la figura del partido político nos puede situar en un piso parejo con las demás fuerzas políticas, dado que tendríamos la posibilidad de acceder a escaños de representación proporcional. Usar la herramienta del partido político también significa condiciones más justas de competencia electoral, y lo más importante: significa la posibilidad de sumar a más personas en la construcción del Futuro que queremos, desde abajo, desde lo común y para todas y todos.

En este sentido, queremos poner en perspectiva la esencia de los partidos políticos. Los partidos políticos son entes de carácter público, lo que significa que no deben de pertenecer a intereses privados y de pocos, sino de todas las personas. Una de las características fundamentales de todo partido político es su participación en la competencia electoral. Inclusive, Schumpeter (1942) les define como “un grupo cuyos miembros tienen el propósito de actuar en concierto en la lucha competitiva del poder político”. Sin embargo, creemos que existen otras dimensiones y papeles importantes que deben tomar los partidos políticos. 

 Disputar el poder no puede ser únicamente una labor reservada a las contiendas electorales con tres años de espaciamiento. Tiene que ser una lucha continua que se libre en varios frentes: en las calles, dentro de los gobiernos, en las cámaras, en los medios de comunicación, etcétera. Futuro quiere ser partido para articular los esfuerzos afines y compartidos que las y los jaliscienses desempeñan en distintas arenas. Esto requiere transformar la concepción del partido, de una figura legal orientada a la disputa electoral a una herramienta social formativa y unificadora.

Nos imaginamos un partido que, además de estar a la altura de la competencia político-electoral, concentre distintas visiones políticas y sirva como una plataforma común para las personas de Jalisco que quieren construir una realidad distinta para su estado. Este partido que queremos diseñar tiene como objetivo abonar a la democratización del país, defender a la diversidad y ser una expresión de ella son otros papeles que deben tomar los partidos políticos. Queremos ser un espacio de formación, encuentro y construcción colectiva; una organización formal, plural, permanente, radicalmente democrática y con presencia territorial en todo el estado. 

Esto que soñamos sólo será posible si nos aseguramos que el Partido cumpla con ciertas condiciones ineludibles, como construir un programa político de la mano de la militancia y atendiendo sus preocupaciones particulares, establecer mecanismos que instrumenten la democracia radical interna en el partido, y cuidar la pluralidad en la organización. Si Futuro es nuestra herramienta para realizar el futuro que ideamos, debemos asegurarnos que desde ya camine hacia cumplir con estos –y algunos otros– irrenunciables. El futuro lo construiremos hoy, juntos todas y todos.

  • TODO tags

      Is there a problem with this article? [Join] today to let people know and help build the news.
      • Compartir
        Compartir
      • Temas

      • Fuentes

        Bibliografía

        Schumpeter, J. A. (1942). Capitalismo, socialismo y democracia. Nueva York, Estados Unidos de América: Harper & Bro

      Suscríbete a nuestro boletín

      Para recibir noticias, alertas y actualizaciones

      WikiTribune Abrir Menú Cerrar Buscar Me gusta Regresar Siguiente Abrir Menú Cerrar Menú Play video RSS Feed Compartir en Facebook Compartir Twitter Compartir Reddit Síguenos en Instagram Síguenos en YouTube Conéctate con nosotros en LinkedIn Connect with us on Discord Envíanos un correo electrónico