2178995

Así fue el adiós al Beetle y Vocho en México


¿Quién no se subió a un bocho?, esos vehículos resistentes, pequeños y con mucho estilo que circularon  desde 1938 y que con el paso del tiempo ha ido revolucionando hasta convertirse en el Beetle.

Recientemente Volkswagen dio a conocer el adiós de este emblemático vehículo con una última producción del “Beetle” en su ensamblaje mexicano ubicado en su planta de Puebla.

El último auto de esta línea tiene un reluciente azul metálico y encendió motores durante su exhibición entre música de maricahi y aplausos de todos los que colaboraron en su creación.

El ensamble final de este auto duró alrededor de siete horas y finalmente se coloca como la segunda generación del Beetle.

“Es como si fuera el nieto del ‘vocho’. Fue el último de la generación. ¿Quien no podría querer un auto así, hecho con manos mexicanas?”, dijo Roberto Benítez, de 40 años y técnico de producción.

El modelo sumó más 1.7 millones de unidades desde que en 1997 empezó a ser ensamblado en la planta de Puebla, una de las mayores de VW en el mundo.

“Siempre da tristeza, se siente como parte de uno, es el trabajo diario, turnos completos para que tengamos el mejor resultado, sí, me da orgullo”, dijo Francisco Bueno, un trabajador con 25 años en esa planta.

Los últimos 65 modelos del “Beetle Final Edition” serán vendidos en México sólo por internet a un precio de 21 mil dólares para el modelo de base y  podrán ser apartados con un pago previo de mil dólares.

Juan Pablo Gómez, director de marketing, dijo que la idea de este esquema de venta es que pueda llegar a nuevas audiencias.

Los vehículos tienen de lado izquierdo una placa conmemorativa seriada del 1 al 65  y estará disponible en colores azul metálico, negro, blanco y beige.

A diferencia del antiguo bocho, el Beetle está considerado como un auto de lujo, por lo cual su popularidad fue menor y poco visible en las calles de la CDMX.

AFP/J. Sánchez
AFP/J. Sánchez
AFP/J. Sánchez
AFP/J. Sánchez

LO QUE NOS DEJÓ EL VOCHO

El vocho ha sido un símbolo del renacimiento económico de Alemania en la posguerra y el ascenso de la clase media.

Fue vendido y reconocido en todo el mundo. Un símbolo de la contracultura de los años 60 en Estados Unidos.

Estados Unidos se convirtió en el mercado extranjero más importante de VW, con 563 mil 522 autos en 1968, el 40 por ciento de la producción.

El ‘vochito’ se posicionó como un carro resiste y el ‘carro del pueblo’ fabricado en México.

 

  • TODO tags

      Is there a problem with this article? [Join] today to let people know and help build the news.
      • Compartir
        Compartir

      Suscríbete a nuestro boletín

      Para recibir noticias, alertas y actualizaciones

      WikiTribune Abrir Menú Cerrar Buscar Me gusta Regresar Siguiente Abrir Menú Cerrar Menú Play video RSS Feed Compartir en Facebook Compartir Twitter Compartir Reddit Síguenos en Instagram Síguenos en YouTube Conéctate con nosotros en LinkedIn Connect with us on Discord Envíanos un correo electrónico